E3

domingo, 24 de febrero de 2013


Crónica de una tendinosis aquílea (y 9): evolución, claves y recuperación

viernes, 22 de febrero de 2013

Solicito la resonancia y el informe original, tardan en dármelo pero lo tengo en mis manos al fin. Tienes derecho a ello pero hay que solicitarlo por escrito, estar motivado (yo dije que para comparar con otras pruebas), que te lo autoricen y demás. Lo hago porque me interesa, y el informe es bastante completito él. En resumen:

· engrosamiento y leve alteración de la señal del tendón de Aquiles;
· edema en calcáneo a nivel de inserción del tendón;
· moderada distensión de bursa preaquílea;
· leve bursa retroaquílea;
· leve edema subcondral en margen externo de cúpula astragalina;
· moderada distensión por fluido de la vaina tendinosa del tendón flexor del primer dedo (tenosinovitis);
· derrame articular de pequeña cuantía en articulación tibio astragalina.




Día 489. 01/01/2012: llevo unos tres días activo con el tema. Tras recoger el informe de la resonancia, alucino con lo que tengo... y lo que no me han dicho. De todo un poco, vamos. Me tiro buenos ratos descifrando el jodío informe, su terminología obtusa, y localizando dónde está cada uno de los problemas. Me ayuda enormemente la web BioHumanDigital, excelente forma de visualizar el cuerpo, también un libro sobre Fisiología y Palpación de extremidades inferiores, y finalmente me pillo uno de Tendones, a 33€, pero espero que me ayude.



Paso tres días de absoluto 'brainstorming' conmigo mismo, machacho a mi fisio Paco con preguntas por Whatsapp; consulto en internet; palpo tendón y aledaños hasta que me sale "costra"; busco información. Varios automasajes, pero sobre todo válido en el que me encuentro el tendón del flexor largo del primer dedo, que tiene un camino tortuoso y sólo es accesible en algunos puntos, pero me doy un pequeño masaje tipo Cyriax y me mejora rápidamente. Un par de días antes estaba encabronadísimo porque me empezó a molestar mucho el tendón, creo, pero no estoy seguro, por hacer ejercicios de propiocepción en una plataforma inestable que me compré, necesito más que fisioterapia: necesito activación. Empiezo haciendo 10' en la plataforma inestable, con los dos pies a la vez, suave. Vuelvo a añadir excéntricos, en contra de la opinión del fisio de la Seguridad Social que me trata, y sigo estirando y poniendo hielo, desde hace unos días también en la planta derecha. Tras un pequeño bajón de moral, me pongo las pilas otra vez.

Hablo sucintamente de lo malo que ha sido mi año en lo deportivo y agradezco las "condolencias" y los ánimos. Igual que el que esto escribe, quien lee y decide comentar somos también personas y empatizamos cuando tenemos algo en común. Gracias.

Poco después (03/01/2012) recibo el libro que encargué un par de días antes, el título no da lugar a dudas: Tendón. El primer capítulo es bastante espeso y casi me arrepiento de habérmelo comprado, pero otros son muy interesantes, más cercanos al mundo terrenal (aunque esté orientado a especialistas), y me resulta muy instructivo. Me sorprenden algunos pasajes, pero creo que siempre recordaré -también porque coincide con mi opinión- de que sin dolor no hay evolución. Esto, que es obvio para entrenamientos (sólo apretándote las tuercas mejorarás), aplicado a una recuperación de una tendinosis es un tanto peliagudo afirmarlo, pero es la única forma de activar los recursos disponibles. 

Leo con suma atención, recuerdo este último año y pico y concluyo que la cosa empezó con una tendinitis, siguió en tendinosis, en la primera eco el desorden es lo clásico en casos de sobrentrenamiento y poco cuidado, y la recuperación es larga, pero posible en la mayoría de los casos (80% se menciona, 99% en tendinitis). No es que me anime especialmente este dato, sino mi progresión, ver cómo en las ecografías el tendón iba presentando un aspecto sano, y que en la resonancia el tendón parecía perfectamente sano (a pesar de cierta desconfianza por la molestia que me ha quedado). El libro creo que será un best-seller entre deportistas, porque el que no está jodido de rodilla lo está de hombro, y que luego nos digan que el deporte es sano... La parte que me interesa (la de rodilla la dejaré para otra ocasión...), más de 400 páginas, me las ventilo en dos días: estoy motivado.

Día 494. 06/01/2011: llevo unos días alucinado, no sé el porqué, pero lo intuyo, pero he evolucionado bastante, apenas molestias en las dos zonas que me quedan -bursitis retroaquílea y el nacimiento del tendón desde el calcáneo, vamos, la misma zona realmente pero lo distingo en dos-, flipo. Creo que ha sido por volver a los excéntricos, algo que había abandonado hace un par de meses por prescripción de fisioterapeuta -el libro me lo confirma, es la "única" forma de recuperar. Creo que fue un error dejar de hacerlos pero sí cambio el cómo, antes hacía mucho tiempo, ahora me centro en cuatro series de diez repeticiones, cuatro veces al día.

Establezco un protocolo muy bueno, creo que el que mejor me viene ahora:

1. estiramiento de gemelo y soleo en pared x2
2. estiramiento de fascias plantares de rodillas
3. estiramieno de isquiotibiales y soleo en suelo x2
4. 10xpuntillas
5. estiramiento de fascias plantares de rodillas
6. 10xpuntillas
(7. 10' equilibrios en superficie inestable)
8. 10xpuntillas
9. 4x10xexcéntricos dos pies
10. estiramiento de soleo en suelo x2

Cuatro veces al día, excepto el 7, sólo una vez. Lleva unos 45' el que incluye el 7, en mi caso el primero por la mañana, y más de 30' los otros tres, es decir, más de 2h de ejercicios. Añado tres veces hielo al día y a veces un automasaje. Si me tocaba rehabilitación, estaba más de 4h al día.

Consejo #13: busca tus propios protocolos de trabajo. Está muy bien que un fisio o un entrenador te marquen pautas, pero tú eres el que mejor debe saber qué te va bien y qué no. Por eso debes tener parte de responsabilidad en la toma de decisiones de tu recuperación, para eliminar o implementar lo que creas conveniente, siempre con cuidado.

10/01/2012: llegó el día, hoy me toca el tema de los Factores de Crecimiento. Casualmente ayer es el primer día de esta última semana es el que me ha molestado, pero intento no darle demasiada importancia.

Dentro de lo antinatural que es que te saquen sangre, la centrifuguen y te inyecten la parte "rica" de la misma justo donde tienes el problema, es de lo más natural que puede haber, no es fármaco, ni un antinflamatorio, no enmascara nada, es una forma de ayudarle al cuerpo a poner lo que necesita en el sitio adecuado. Es de acción lenta, eso sí, me dicen que hasta dentro de cuatro a seis meses no notaré apenas nada...

El proceso fue más o menos así: toma de tensión, pulso, nivel de oxígeno en sangre; traen las jeringas... ¡cuatro y joder qué tamaño!, hala, a sacar sangre, me ponen una vía de suero; visita al quirófano, me tumban boca abajo (cuidadito a ver qué llevan estos debajo de la bata); inyección de anestesia; traen los factores de crecimiento tras extraerlos de la sangre centrifugada, tres jeringas con bueno bueno y otras tres con un poco de purrela; a apretar el culo, ¡porque me cago en su puta madre lo que duele! El que diga que es indoloro (generalmente en la publicidad de las clínicas privadas donde lo ofrecen) miente como un cabrón, por lo menos en el Aquiles es muy doloroso: soy como un superconductor porque levito. Joder. Me dejan la vía un rato y me ponen un calmante o algo así, espero un rato y caminito a casa. Dos horas en total más o menos, trato exquisito una vez más.

Tengo algunas molestias a lo largo del día, nada más, pero sí que aparece bastante hinchado. Debo estar dos días de baja relativa, hacer más o menos vida normal, pero tranquilo. Digo yo que para hacer pesas, abdominales y dominadas sí valgo, ¿no?; bueno, mejor no lo pregunté por si acaso me lo prohibían, pero no creo.

Consejo #14: los Factores de Crecimiento son una técnica bastante reciente de recuperación de tejidos, en el caso deportivo, se está usando hasta de una forma periódica o preventiva. Dados sus bajos riesgos, es una opción a tener en cuenta, hay una gran oferta y el precio no es alto (si te lo puedes hacer por la Seguridad Social, mejor, pero si lo tienes que pagar, hazlo). Que nadie te llene la cabeza de pájaros: es una ayuda, nada más, no te va a recuperar por sí misma esta técnica, tienes que estar ya encarrilado en la recuperación.


Día 499. 11/01/2012: hoy me levanto peor, más molesto, igual de hinchado. Mañana espero poder volver a estirar sin problema, bueno, o con alguno, pero cumplo estos dos días, a partir de ahí tengo que volver con calma. Toco y noto las mismas molestias.


Pasan los días que tengo que estarme quietecito y vuelvo a la actividad. En estas últimas semanas me he replanteado completamente la situación, reset total. Había avanzado, pero estaba lejos del camino de la , recuperación real y "deportiva", la que me permitiría la vuelta a la actividad. Y para eso necesitaba empezar de cero.


Día 504. 16/01/2012. Me "licencian" en la rehabilitación. Sigo evolucionando y decido ir a andar a ritmo vivo, lo que llamo Power Hike. Día fresco, casi nevando. Bien... pero por la tarde empieza a molestarme el lateral del Aquiles. ¡He andado una hora! Preocupado. ¿Plantillas? Profundamente decepcionado.


Andar una simple hora me deja tocado. Algo se me sigue escapando, pero apunto a una posibilidad, ¿plantillas? Las mías no valen para nada ahora mismo, ¿pero unas plantillas me harán tanto, o estoy tan tan mal como para que una hora ¡andando! me dejen tocado?

Me establezco un protocolo que mantengo durante meses: andar (luego andar-correr) en días alternativos, para dejar que el tendón se queje y recupere, siempre el mismo recorrido, e ir haciendo pequeñas modificaciones. Es la única forma de empezar a encontrar soluciones reales, repetir lo mismo siempre y tratar de incorporar pequeñas alteraciones y ver su efecto. Un día "tuneo" las plantillas y veo mejora. A ver si van a ser las plantillas... Solo con este protocolo empiezo a descubrir qué me hace daño y qué no. Las claves encontradas al final y que han contribuido decisivamente a la recuperación son:

1. eliminar las "taloneras" rígidas de las zapatillas, me molestan e irritan; 
2. mi pisada debe ser compensada con plantillas correctoras, las tenía en mal estado y debía renovarlas (intuyo que pudieron contribuir a la lesión)
3. visto con perspectiva, los Factores de Crecimiento, fueron también una ayuda, a medio plazo;
4. modificar los excéntricos (ver supra infra)
5. excelente protocolo de 'entrenamiento' en días alternativos, empezando andando y progresivamente ir corriendo.

Con estos cinco elementos (todos), muchísimo trabajo y grandísimas dosis de paciencia, han sido los factores clave para la recuperación. Estos son los míos, que no tienen que coincidir con los de la misma lesión en otra persona, pero en mi caso sin todos ellos no me hubiese recuperado, estoy convencido.

El 23/01 subo a 1h30' andando (tres días o cuatro por semana), el día 30/01/2012, a 2h. Ahí lo dejo no subo más, 2h andando es más que suficiente para sacar conclusiones, por ahora. Cambio plantillas, de zapatillas y experimento, y estoy muy seguro que los talones me irritan el tendón (o zonas periféricas) y me molestan mucho. Solo eliminando ese talón de todo mi calzado durante meses consigo rebajar esa irritación y "aflora" solo el tendón. Lo considero un paso esencial e importantísimo.

Consejo #15: en mi caso, eliminar las piezas rígidas del talón de las zapatillas hizo que dejase de ser el tendón irritado constantemente por el suave roce de una pieza nada amigable con tejidos inflamados. Tuve que hacerlo con todo el calzado (o buscarlo sin este talón rígido, hay muy pocas), con lo que abrí en canal varios pares de zapatillas, no podía montar en bici (por no desguazar otro par más), etc. Al tiempo hizo su efecto, muy lentamente dejó de estar el tendón tan irritado y conseguía aislar mucho mejor el tendón en sí de esa irritación "absurda" generada por el rozamiento. 

Otro de los avances desde el principio fueron los excéntricos, pero los hice sin cabeza, mucho tiempo, bajar lento y horas, horas y horas. El libro ya comentado -Tendón- me da una clave que había ignorado: tienes que cambiar para avanzar. Igual que el entrenamiento, si sigues haciendo lo mismo el cuerpo se adapta y no hay mejora, exactamente igual son los tendones, hay que "animarlos" a la mejora. El libro habla, literal, "sin dolor no hay evolución"; yo cambio la palabra dolor por molestia, pero sí, es lo mismo, hay que presionar, causar molestia para que evolucione. Hacerle un poco de daño, un poquito, en dosis controladas.

Consejo #16: los ejercicios excéntricos deben variarse con frecuencia. Mi protocolo fue el siguiente: 

1º. cargando ambos pies bajando muy lento x10 (10" cada bajada)  -cinco veces al día, tres días;
2º. cargando ambos pies bajando muy lento x10 (5" cada bajada)  -cinco veces al día, tres días;
3º. cargando ambos pies bajando muy lento x10 (2" cada bajada)  -cinco veces al día, tres días;
cargando ambos pies bajando muy lento x10 ("caída libre")  -cinco veces al día, tres días.

Como se ve la carga es la misma, varío la velocidad. Pasado el ciclo de 3x4 días, aumentas la carga.


5º. ambos pies 70% lesionado bajando muy lento x10 (10" cada bajada)  -cinco veces al día, tres días;
6º. cargando ambos pies 70% lesionado bajando muy lento x10 (5" cada bajada)  -cinco veces al día, tres días;
7º. cargando ambos pies 70% lesionado bajando muy lento x10 (2" cada bajada)  -cinco veces al día, tres días;
cargando ambos pies 70% lesionado bajando muy lento x10 ("caída libre")  -cinco veces al día, tres días.

Apoyando ambos pies, descargas el no lesionado, sobrecargando el lesionado. No es a la pata coja todavía, pero lo cargamos más que en el primer ciclo. Otros doce días.

9º, 10º, 11º y 12º, igual, cargando más, digamos que cerca de la pata coja.
13º, 14º, 15º y 16º, rozando el pie no lesionado, prácticamente a la pata coja.
17º, 18º, 19º, 20º: a la pata coja.

Progresivamente le aplicamos más carga (cada doce días), y cada tres días le cambias la velocidad, en un juego de presionar poco a poco para provocar una adaptación paulatina pero sólida. 

A partir de aquí puedes coger una mancuerna o un cinturón con peso, poco a poco, cada doce días añadirle un par de kilos. Carga y velocidad, el tendón necesita acción.


27/01/2012: igual que hay enfermedades que no producen síntomas (asintomáticas, que se llaman), también hay síntomas que no provienen de ninguna enfermedad. Cuando te lesionas siempre queda en el recuerdo, y parte de la recuperación es psicológica, creer en tu mejoría; para ello tienes que contar con indicadores que te hagan ver esa evolución, pero a la vez tienes que tener confianza en que estás por el buen camino y presionar positivamente para buscar esa solución. Presionar en lesiones supone generalmente dolor y riesgo, y en algún momento dado lo tendrás que asumir. Es un riesgo recaer, pero nunca te recuperarás y estarás perfectamente sano sin asumir ese riesgo, pequeño o grande, pero tienes que empujar a tu cuerpo y a tu mente a la recuperación, ser muy fino en el análisis de cada momento de tu recuperación, conseguir distinguir lesión de molestia producida por el mismo hecho de recuperarte, y tomar decisiones que te empujen en la buena senda. Visto desde el punto de vista del lesionado, esto es un mundo de sensaciones, dudas, acciones e inacciones, pero son parte del proceso recuperador.


Día 528. 09/02/2012. "Pegado" nadando, como siempre. Recojo las plantillas (¡mañana es el día!), Poco ejercicios extra.

Día 529. 09/02/2012. ¡Hoy era el día! ¡A correr! Tardo 30' (3km) en empezar a correr y a la vuelta igual, a -3km ya no corro más. Hago "cambios" cortos en vez de correr continuo 5' como tenía pensado. A la ida noto el Aquiles... a la vuelta, nada de nada, cero. Por la tarde muy bien también, Sorprendido y esperanzado, pero no me debo confiar nada de nada.


Primera vez que corro desde el 14 de diciembre. Usando la base de las 2h andando, voy intercalando pequeños trotes, sin ritmo, solo sensaciones. El primer día corro en total 14'26". Sigo haciéndolo en días alternativos, con lo que el siguiente trote (11/02/2012) hago otro poco -aumento "sin querer" a 18'11"- con sensaciones encontradas: Un pelín mejor incluso, pero con calma. Al acabar ligeras molestias más, pero muy poco, quizá sea parte del proceso evolutivo, igual que los excéntricos, pero debo de ser muy conservador. Para valorarme la evolución me puntúa la ida y la vuelta (hago siempre el mismo recorrido de ida y vuelta) y diariamente le doy una puntuación a cómo me encuentro en cada tramo. Cada semana aumento unos 5' del tiempo corriendo que se lo quito a las 2h andando, siempre calentando y descalentando 3km andando.

El 14/02/2012 llego a los 20' en tramos corriendo; el 26/02/2012 a los 30'; 40' el 04/03/2012. No es un camino de rosas, tengo que ir haciendo adaptaciones y probar cosas nuevas. Por ejemplo, dado que las zapatillas me van algo justas tengo que correr sin calcetines, me hao alguna ampolla; luego con los Injinji más finos me molesta el talón, con lo que no me vale al ir el pie demasiado encajonado; al final corro con unos ejecutivos, finísimos, que me van mejor. 08/03/2012, 50'. Dentro de 2h andando ya corro más que ando en distancia, con lo que los tramos son cada vez más largos y hago dos o tres tiradas nada más con un calentamiento inicial, un descalentamiento final y un tramo intermedio cada vez más corto.Continua evolución.


Día 564. 16/03/2012. ¡Llego a la hora! Solo molestias en el primer cambio y a 200m de casa. El resto, perfecto. Y a 6'00"/km, buen ritmo. Más limitado por la forma física casi. Después molesto, un poco, como siempre. 1h02'23"

Día 578. 30/03/2012. Comienzo una nueva fase: calentamiento (2-3'), poco andando, y tramos largos (serán de 15-25') con pequeños enlaces andando. Bien. 47'25"

Día 587. 08/04/2012. ¡DESASTRE! Esguince muy fuerte de tobillo. Tras 30', me despisto junto a una valla en las graveras de los valles, y me jodo el tobillo pero bien. Intento correr pero imposible. Ando unos 45' hasta casa, y al final iba muy muy mal. Urgencias, radiografía, Tensoplast y muletas. Lo paso bastante mal a ratos, igual que el de 2002 pre-Monegros. Me parará unos cuantos días y espero que se quede en eso, porque durante un rato el Aquiles ha estado tocado y creo que se me ha hinchado la zona del maleolo interno también. Mierda muy importante. 30'26"


Tras mucho pensarlo, un par de meses después llegué a la conclusión de que el esguince, mierda de tobillos aparte, fue fruto de los ejecutivos, el pie desliza dentro de la zapatilla, y a poco que se me fue de lado el pie, el pie roto dentro de la zapatilla y me hice un fortísimo esguince. Una semana después apenas pude correr 20' y la evolución fue lentísima. Tardé un mes en volver a correr una hora.

En otro episodio de salud de mierda y "mala suerte", a finales de abril me costipo, fiebre, malestar. Unos días después de nuevo. Una tercera vez rozo los 40ºC. Y cuando compruebo, gracias, una vez más, al diario de entrenamientos, la perfecta periodicidad de los episodios febriles, me gusta más bien poco y voy a urgencias, donde no me encuentran nada. Sigo teniendo pequeños episodios de fiebre, pero sobre todo de febrícula persistente, unas décimas, siempre lo mismo. Me recuerda al episodio que tuve antes de mi proyecto Celsius, y al infierno de dimensiones épicas que pasé en la Libyan 2009 por esa debilidad. Me lo tomo en serio, voy a médicos, incluso de enfermedades tropicales, me hacen bastantes pruebas, cultivos y análisis y no me encuentran nada, pero queda bastante claro que algún virus me he pillado, el cuerpo ha luchado con él (de ahí los picos periódicos de fiebre) y poco a poco lo ha ido matando (fiebre continua pero leve). La "solución": dejar de tomarme la temperatura. Descarto cualquier esfuerzo deportivo intenso -había pensado algo en bici- para no empeorar la situación. Respecto al Aquiles no afecta, sigo evolucionando al mismo ritmo tenga fiebre o no, pero no me gusta esta situación y me descentra.

1h15' el 07/05/2012. El 20/05/2012 añado una nueva variable: el ritmo, hago un fartlek. Hasta la fecha siempre iba al mismo cansino ritmo, esta vez decido darle vidilla. Del mismo modo he ido siempre por terreno llano y poco a poco voy añadiendo ondulaciones suaves.

Consejo #17: no tengas prisa, evoluciona, pero siempre sobre una base sólida. Cuando corras 30' sin molestias apenas, evoluciona 5' la siguiente semana. Con una hora puedes evolucionar 10' cada semana. Lo mismo para el terreno -las subidas estresarán más tu Aquiles y tríceps sural- o el ritmo. Pero sobre todo, y por encima de todo, escuchando tu cuerpo y leyendo las sensaciones, esa es la clave. Que te lo pida el cuerpo, sientas que lo puedas hacer, hazlo. En este orden.

25/05/2012, 1h30'. He tardado casi seis meses en pasar de andar una hora a correr una hora y media. Lentísima progresión, pero firme. Con el tiempo me han ido surgiendo molestias por todos lados, eso es bueno y casi "las echo de menos", significa que tengo más músculos y tendones, que estoy empezando a conseguir ponerme en forma, que el resto del cuerpo ya no está de vacaciones.

En unas vacaciones playeras enlazo cinco días seguidos, todos de 1h20'-1h30'. Peto más de aeróbico que de Aquiles. En estas vacaciones también descubre algo interesante: hacía los excéntricos a la pata coja +12kp; al no querer ir tan cargado de viaje me llevo solo 8kp... y voy mejor. Es decir, me estaba pasando un poco de rosca quizá. Interesante.

23/06/2012, 1h40'. 30/06/2012, 2h. 13-14/07/2012: 1h30'+2h30'. Vislumbro un test. Prefiero no competir, no quiero que nada me distraiga del tendón, ni rivalidades ni puestos (me conozco con dorsal). 20/07/2012, 2h55'.


Día 697. 27/07/2012. Tocaba probarme con seriedad, más de 30km en montaña. Empiezo con 900m de desnivel positivo, dos terceras partes por pista, luego cortafuegos duro pero voy supersuelto (¿será por haber dormido del tirón?) con los bastones. Bajada fea, y un rato más de sendero majo, pero a las 2h30' me doy la vuelta porque amenaza tormenta y acercándose. La vuelta bien y al llegar a Tres Provincias me noto demasiado bien y decido alargar por un cordal ya conocido... pero que no me esperaba tan largo. Cuando cojo la pista de vuelta ya voy cansadillo, aunque el ritmo es bastante bueno, me voy a ir a la maratón, de lujo. La tormenta se acerca y amenaza, me confundo en una pista, se empieza a hacer largo y voy flojeando, no de hambre (¡cinco galletas María en todo el rodaje y bien!), voy con sed, y cada vez peor. Se me sigue alargando, la pista es muy tortuosa, voy petando bastante, y cuando llego a la maratón solo me queda una bajada de -600m, voy francamente tocado, empieza a llover fuerte y acabo reventado de cuadriceps, jodido y muy cansado... pero ¡¡¡48km!!! El Aquiles molestando la primera subida, Luego mucho mejor. Sigo pensando que es más rozamiento con la zapatilla que otra cosa, pero es soportable y en cuanto acabo y me quito la zapatilla, sin molestias. 400km ya con las 001, por cierto. 6h40'52"


Pensaba hacer un día de 30km, otro de distancia maratón y un test largo. A finales de julio, en ese día '697' tan largo, me ahorro un sufrimiento, ya que me casco 48km, acabo reventado, pero hostia, que son 48km. No corría esto desde abril de 2011. Descanso un poco, me busco un recorrido potente... y la prueba final.


Día 716. 15/08/2012. Increíblemente duro el test definitivo. Me levanto pronto (05h00) y poco después de las 07h00 estoy en faena. No me encuentro bien en ningún momento, ni suelto, pero voy a ello. Pierdo la senda y la cumbrera en un tramo por un paso por una finca privada, ya con niebla, hago un TR y lo recupero, pero no existe camino, difícil, me raspo y retraso. Me pierdo también en Claveles, zona muy jodida, pero aún así llego en 5h a Peñalara, 35km, bajada ya tocado de quads. La loma del Noruego se me hace larga, voy cansado, y el bocata ya en Cuerda Larga no lo mejora. El día se pone peor, estoy expuesto, viento fuerte, niebla, llovizna permanente, frío... voy a menos, es peligroso y cada vez más y más jodido, casi dando tumbos, se hace infinito, me cuesta seguir el "camino", todo piedras, durísimo, zonas de cuasiescalada, absolutamente infinito y peligroso porque voy cansado, cerca del agotamiento y no hay salida.

Consigo acabarlo, tocado, casi agotado... y encima me he comido el tramillo final siguiendo unas marcas. Llegando a Morcuera veo que quedan 28km, un mundo, me sienta mal. Reposto en la segunda fuente (Cossio) y con el segundo bocata me animo y voy con fuerza, corriendo, con ganas, bien, lo necesitaba- El final de este cordal, campo a través, se me hace largo y pestoso, con bajada final TR para acabar en la presa de Pinilla, pueblo de Lozoya, sigo corriendo en tramos, cae la noche y sin luz (sin pilas, móvil...) los tramos cómodos puedo hacerlos corriendo, pero no los duros, que me destrozan. Llego, rotísimo, agotado, con frío, tardo mucho en entrar en calor y se me hace infinito llegar a casa, reventado, pero mucho, fatal. 

Pero el tendón ha respondido, y debo estar muy contento. 15h18'25"


Test durísimo. La previsión meteorológica ha fallado, creo yo, daban una lluvia suave hasta el mediodía, y en realidad tengo horas y horas de lluvia, frío, niebla... ¡a mediados de agosto! Lo paso mal y temo por un error, no creo que hubiese podido salir por mí mismo si se me complica algo el tema. Sufro muchísimo un tramo y me cuesta un mundo salir de él. Importante calvario y toque de atención serio. Esfuerzo enorme, pero completo el recorrido, anochecido ya, todo el día en la montaña, recorrido duro y bonito. 85km, +4000m.

Los días siguientes estoy tocado, también el Aquiles, pero no me preocupa, sé que es por el intenso esfuerzo, y sobre todo sé que es muscular, soleo y gemelos le transmiten la molestia al tendón. Ni me doy un masaje. Dejo pasar las semanas hasta que nazca mi segunda hija, el 24 de septiembre de 2012. Todo va bien. Tengo un objetivo en mente. El 1 de octubre empiezo una nueva temporada.

¿Estoy recuperado del todo?

Es posible, pero ahí lo dejo, con alguna duda, pero sí estoy más seguro de que tendré esta "tara" el resto de mi vida atlética, para otras cosas en la vida está bastante superado, aunque no me extrañaría que tuviese achaques de mayor. Será, al menos durante años, mi punto débil y factor limitante (podré entrenar lo que me deje el Aquiles), y deberé cuidarlo (los excéntricos son, de hecho, parte de mi rutina diaria ya, antes y después de correr), pero con el conocimiento adquirido creo que puedo convivir con ello. Y esa es la clave, poder convivir, que no te hunda o limite en demasía, vivir con ese hándicap, entrenar lo posible, cuidarlo... pero no sentirte inválido ni cerrar una página, o más bien un libro, de tu vida deportiva. No debería bajar la guardia nunca más respecto a los Aquiles, pero puedo afirmar que puedo entrenar duro y plantearme nuevos retos.

Consejo #18: con esfuerzo, mucho trabajo, una pizca de inteligencia, inmensa paciencia (716 días en mi caso) y usando los recursos disponibles, te puedes recuperar. El 95% depende de ti. Merece la pena intentarlo.
s

Crónica de una tendinosis aquílea (8): tanteando

martes, 19 de febrero de 2013

Seguir los protocolos no deportivos y más comunes (Seguridad Social, vamos) es lento; no es que vaya sobrado de tiempo, es que no tengo tiempo, así de sencillo, y a pesar del bajón de la última fase en cuanto a motivación, tengo esperanza de recuperar de verdad algún día, y un mes más o menos no lo considero relevante. Así que sigo los pasos que me dictan, primero fueron los antinflamatorios, y el siguiente paso la fisioterapia.


Día 445. 18/11/2011: empiezo fisioterapia... cinco minutos de ultrasonidos en Aquiles y otros cinco en la planta del otro pie. Me deja muy frío. Vamos, helado. O son superultrasonidos, o...


El primer día, como se ve, no tengo toda la confianza del mundo precisamente. Son técnicas que pueden funcionar depende de la patología y el paciente, pero algunas son del siglo pasado, y casi todo es demasiado suave para mi gusto. Lo entiendo y lo comprendo, quizá no debería estar ahí, "gastando" unos recursos que no me son útiles. No es que la fisioterapia de la Seguridad Social sea para vejetes, pero sí que yo tengo otras necesidades. Aun así, estoy un mes y medio acudiendo diariamente, aparte de excéntricos, estiramientos y demás ejercicios, en parte me ayuda, hay momentos donde encontramos puntos interesantes donde atacar al tendón o periferia, y es que con el daño hecho tras tantos meses de ignorar el tendón ahí dentro hay un poco de todo, y entre otras cosas, adherencias que hay que soltar. Voy dándole a la cabeza, buscando posturas, haciendo ejercicios.


Día 449. 22/11/2011. En la sesión de fisio con el "destornillador" [ver foto] me lo mete en la parte anterior del tendón y ¡flipo en colores de dolor! Nunca nadie me ha tocado ahí, ni yo apenas. Pienso que puede ser un riesgo, puede inflamar más... pero en cuanto salgo, andando, noto algo distinto. 

Tras hielo estiramientos y leches en vinagre, salgo a correr con la mosca detrás de la oreja. No me molesta en todo el rodaje, prácticamente nada, alucino. Vuelvo francamente contento, no me quiero confiar, pero soy realista también, he notado diferencias y he ido bastante bien. ¿Voy saliendo de todo esto? ¿Se acerca el final? Me ha dado esperanza y confianza, pero basado en sensaciones reales.

Terapia: 1xFisio (lunes y miércoles, dos) con 5' de ultrasonidos (tendón y planta)+3xHielo+2xRexorubia+1xHiloabsorb+5xExcéntricos (con estiramientos, y fortalecimiento con y sin pesa 4kp)... 35'17"


Esto me va gustando más, encontramos puntos de dolor, irritados o a irritar, adherencias, le damos caña algunos días, y la que me doy yo luego en casa, y noto "cosas distintas", eso me gusta porque indica que hay vías alternativas.


Día 455. 25/11/2011. En el fisio encontramos que lo que yo creo es la inserción del soleo está cargadísimo, duele lo suyo. Corriendo hago la prueba de salir con la plantilla izquierda Podotec y la derecha la Raidlight Supinator, a -15' las dos Supinator. No concluyo demasiado, pero no me molesta el Aquiles. Ruedo ligeramente más rápido... bueno, algo más que ligeramente. Tibial anterior, dominadas (sacándola de su sitio en la penúltima serie), quads. 39'44"

Día 461. 04/12/2011. Ayer tuneé las Wild Cat, les quité el talón rígido de plástico y quiero probar a ver si rozarme con algo rígido me irrita la zona. Fue algo que me advirtió el traumatólogo del pie, y di por imposible porque ninguna zapa es así. Y sorpresa, nuevas sensaciones, alguna molestia, pero claramente menos, y por la tarde estoy bien, no tocado como siempre tras correr. Interesante, veremos la evolución en más días. Dominadas, quads, abdomen, lumbar. 39'25"

Día 463. 06/12/2011. A mitad de rodillos me doy de cuenta de que la zapa de la bici también puede rozar; me la cambio a las LS Wild Cat Tuned, pero aún así ya me ha dejado tocado. Mierda, se me ha pasado, pequeño pasito para atrás. 1h rodillos.

Día 466. 09/12/2011. Visito al traumatólogo y me pondrán el Plasma Rico en Factores de Crecimiento, en menos de 30 días. Pero a la vez me decepciono porque sé que milagros en Lourdes y porque puedo ver algo de mejoría en 3-5 meses. Corro de capa caída, muy triste, buscando moral donde no la hay y decepcionado con todo esto. Tocado. Tras correr me doy un buen automasaje buscando zonas de dolor, por la inserción en el calcáneo. 40'47"

Día 471. 14/12/2011. Glúteo y aledaños en el fisio, doloroso. Corriendo con ligera molestia todo el rato, pero bastante bien. Vuelvo a sentirme esperanzado, y esta vez creo que es la buena. Un poco peor por la tarde, cosa que me desanima sobremanera.

Tras pensármelo mucho decido parar de correr, sine die. Doloroso, pero creo que es lo mejor ahora mismo.


Tanto buscar empieza a dar sus frutos. Hago un gran descubrimiento, y es que las zapatillas, al mínimo roce en el talón me irritan el tendón, ¿tendrá influencia? Sin duda fue uno de los grandes descubrimientos, me permitió dejar de inflamar e irritar diariamente el tendón, bajó la molestia y se quedó el tendón "limpio", sin otros factores que me confundiesen.

El cómo lo explico en el siguiente vídeo, con la salvedad de que en el caso de la zapatilla de la foto el talón va cosido y se puede quitar "a lo Rambo", tirando a lo burro, y en el caso de otras requiere "técnicas macgyverianas", como cortar con una Dremel y cierto tacto; siempre, por supuesto, habiendo descosido y despegado los almohadillados previamente. Eso sí, considero que para que haga su efecto debes quitarle el talón a todas las zapatillas durante varios meses, no solo a las de correr, cualquier calzado -de calle, de casa, bici, zapatos- debes quitárselo o usar sin talón, no es fácil encontrar zapatillas sin él, que te permitan ir por la calle (algunas Nike Free, por ejemplo), pero te lo tendrás que trabajar y/o destrozar calzado. Consejo personal, que nadie me venga luego con que ha desguazado cuatro pares de zapatillas y no le ha valido para nada.



Y segundo avance (esperanza, más bien), consigo, tras dar todos los pasos que me han requerido, mi "dosis" de Plasma Rico en Factores de Crecimiento. Semejante nombre responde a un tipo de tratamiento bastante reciente que ayuda a la recuperación de tejidos, casi cualquiera, con la gran ventaja de que es de tu propio cuerpo y con una mínima intervención externa, lo que asegura, que funcione o no, no hay apenas postoperatorio digamos. Ambas cosas me han motivado en esos días, ninguna aisladamente puede que haga demasiado, pero empiezo a entender ciertas cosas.
s

Vídeo: Shinetsu Five Mountains Trail 110km

lunes, 18 de febrero de 2013

Japón, carrera maja, trail, estilo americano, buen vídeo. Buena excusa para irse allí.



+: Shinetsu Five Moutains Trail 110km, Vimeo - 'Koichi Makino'

+s13: Index: Ultramaratones

Exo- Vol. XV

domingo, 17 de febrero de 2013

Tanda de links para quien le plazca.

· Carta abierta a los supervivientes del 21 de diciembre - [La Ciencia y sus Demonios]: suscribo palabra por palabra excepto que yo añadiría algunos insultos. Que haya gente estúpida en uno y otro lado (quien hace esta predicciones y quien se las cree) tiene un pase (vivir del cuento y necesidad de creer en algo, respectivamente), pero que estas imbecilidades se hagan eco en medios de comunicación es sencillamente deleznable.

· El Reglamento europeo que ha acabado con la I+D+i de la industria alimentaria - [Naukas]: algunas memeces de millones de no sé qué cojones en los bífidus nos hemos quitado, pero hecha ley hecha la trampa. Lo único válido a partir de ahora es esto.

· Los combustibles más energéticos - [El Coche Eléctrico - Blogs El País]: interesante, y casi solo habla de rendimientos, no de costes ni otros problemas.

· Chica hindú de 14 años gana el premio al “joven científico del año” por un ingenioso sistema de depuración de agua - [Lainformación]: así los países crecen y prosperan. Ídem para este otro figura.

· Después de 44 años consiguió saber por qué su enemigo le perdonó la vida - [Historias de la Historia]: en todas las circunstancias puede haber moral.

El mal del cerebro es un documental de una hora que hace un rápido repaso de algunos de los trastornos que incapacitan nuestros cerebros para la vida normal. Inquietante. Sano verlo, por conocerlo y empatizar. 

· Un millón de peces suben con éxito por la escalera de presa más grande de Europa - [Futuretech]: tecnología y biología de la mano. ¿Algún día no será una rareza?

· No hay manera de encoger una ciudad - [ElPaís]: arquitectos y urbanistas hay a patadas, en este país hemos ido sobrados de ellos, pero ahora tenemos una situación en la que las ciudades (megaurbanizaciones, ciudades-dormitorio...) deben encogerse, ¿cómo hacerlo?

· IBM vuelve a liderar el ranking de patentes - [TICBit]: aparte del número (+6000), lo que suponen casi 20 patentes ¡al día!, me sorprenden dos cosas: IBM, que parece un barco encallado, de otra época, vemos que es mucho más activa y creativa de lo que muchos suponíamos; y que otras rimbombantes empresas con logotipos de manzana no sé si se dedican más al marketing que a la innovación pues no están ni en el Top 10.

· El INE destapa los privilegios fiscales del País Vasco y Navarra - [ElConfidencial]: presupongo, como debe ser, la profesionalidad del INE; lo que cada uno haga con su medio de comunicación, sus sesgos, titulares o ideologías me la traen al pairo, pero me parece interesantísimo el análisis somero del reparto de dineros entre comunidades y Estado de este país. Que cada uno concluya lo que quiera, pero los datos son los que son. Sobre lo que una simple gráfica de barras desmonta muchas políticas mejor no hablamos...

· «Cualquiera con suficiente cabeza y huevos puede construir su propio cohete y enviarlo al espacio» - [Microsiervos]: espectacular.

· ¿Cuánto ha subido en los últimos 27 años el precio de la vivienda nueva en tu ciudad? (tabla) - [Idealista]: el precio de la especulación. (¿Por qué no usa este medio las mayúsculas para iniciar un párrafo? Horrendo cómo queda, aparte de patear las normas de escritura, claro)

· Así manipulan su historia en Wikipedia las empresas españolas - [Expansión].

· ¿Gurú de qué? Yo más bien diría "gurupollas" - [Teknautas]: seguro que a todos se nos ocurre alguno.
s

Vídeo: la TDS desde dentro

viernes, 15 de febrero de 2013

Trasteando por esos mundos de internet, he encontrado un reportaje la mar de majo de cinco turcos que participaron en 2011 en la Trail Duques de Saboya, una de las primas del UTMB. Me ha gustado especialmente porque se ha centrado en su experiencia, que es la de los lectores de este blog, que no vamos flotando por las piedras, padecemos y maldecimos bastante, y no somos protagonistas de ningna megaproducción; por eso, en momento de decaimiento y necesitado de motivación, o para pasar un rato agradable, si quieres sentirte identificado con alguien como tú, este vídeo refleja el, para mí, auténtico espíritu trail.

Aunque se narra en turco, está subtitulado al inglés, con lo que se puede seguir a poco que sepas el idioma. Se deja ver del tirón o en episodios desde la web. Y si tienes huevos, te lees dos crónicas, estas sí, en turco.

El segundo capítulo será dentro pocos días, pues van a participar en la décima edición de la Transgrancanaria que está al caer.

Así que, si te apetece, dale al play (yürüt en turco, como tú bien sabes):


+: Izlesene

+s13: Index: Ultramaratones

Crónica de una tendinosis aquílea (7): tocando fondo

martes, 12 de febrero de 2013


Día 376. 10/09/2011. Me encuentro con Franciscio (fisio)... y hablamos largo y tendido. Se me hace tarde. Y encima me vuelvo confuso porque dice que no me opere.

Día 389. 23/09/2011. Tras 23 días sin correr, lo hago. Intento salir tranquilo (cosa que apenas consigo), voy bien y sin molestias, lo que me esperaba, sólo dos ligerísimos pinchazos, el resto perfecto, pero no me fío, por supuesto.

Al llegar a casa me doy cuenta de que ma faltaba la talonera izquierda, por la tarde me noto tocado el Aquiles y le doy bastantes vueltas al tremendo error, increíble, qué "mala suerte". Decepcionado, y bastante.

Abdomen, lumbar, dominadas, quads, gold-fascias plantares. Y de tendón: 5x15' de excéntricos y masaje con Hialsorb. 1h08'06"

Día 390. 24/09/2011. Desde el principio noto que mucho mejor con la talonera (vaya descuido ayer), corriendo no me molesta nada, todo correcto. Al llegar sí lo noto más tieso y molesto, empiezo a pensar más salidas a esto, soluciones, alternativas, tengo que seguir motivado. Sigo con los cinco estiramientos, golf-fascia y masaje de Hialsorb, es lo que haré las próximas semanas. 1h10'39"

Día 391. 25/09/2011. Tengo agujetas (igual que ayer) por todos lados: abductores, quads, isquios, gemelos... un cromo. Aún así, saliendo muy tranquilo, el Aquiles no molesta corriendo, nada. Tras correr es otra cosa, se queda un poco tieso, pero estoy sorprendido. No me fío absolutamente nada. Pero nada. Abdomen+lumbar. 1h18'14"

Día 397. 01/10/2011. A pesar de que llevo sólo una semana corriendo, subir a 1h30', a pesar de que corriendo he ido bien (dentro del penoso ritmo), me ha recordado que en estas distancias es cuando empieza a molestarme más. Creo que estoy igual que en agosto. Y me decepciono mucho, de nuevo a darle vueltas a todo, cabizbajo, no sé qué hacer, triste. Tengo que seguir probando cosas, pero estoy trabajando mucho, y ver que me parece que no he evolucionado da que pensar. Bueno, en parte sí he evolucionado, no me molesta corriendo, aunque a ver si esto es cierto o no. Decepcionado. 1h29'07"


Cuando ya estaba casi decidido por la operación, me echo para atrás en esa conversación con un fisio, menos dado al bisturí que los médicos. Ya conté que la operación me parece una salvajada y no hay mucha seguridad de que pueda funcionar. La vuelvo a aparcar de mi mente.

A estas alturas ya me he dado cuenta de que los 23 días sin correr han sido un pequeño parche, pero nada más. El tendón ha quedado latente, esperando un pelín de caña para poder volver a tocar las pelotas. Y cuando te das cuenta de que no hay evolución real vienen las decepciones y tristezas. Evidentemente he evolucionado desde el 16 de abril que dejé de entrenar de verdad, por eso me comparo con agosto, cuando sí había mejorado, pero desde entonces, dos meses estancado y sin ver luz. Los excéntricos han ayudado, también el correr poco, el tendón se veía claramente mejorado en las ecografías... pero se sigue poniendo rígido cuando le doy un pelín de caña (un poco de distancia o días consecutivos), y eso es síntoma inequívoco de que aunque pude coger la senda correcta en su día, en algún momento me he desviado de ella.


Día 409. 13/10/2011. No voy a hacer cinco días consecutivos a pie, estoy desanimado, y salgo en bici. Poca cosa.

"A veces, realmente tengo ganas de mandarlo a la mierda y dejarlo todo, de una santa vez, no creo que me muriese y me quitaba un gran peso de encima, tanto entrenar, tanto presionarme para nada. A veces esto es sólo una carga. Pero no tengo el valor porque sé que al final, no sé en cuanto tiempo, lo echaría de menos." Me hundo, estoy cansado. 1h30' carretera.


El peor día en lo psicológico. Toco fondo. Llevo más de un año molesto, más de seis meses buscando la solución. Y lo peor es que no la veo, para nada. No es malo tocar fondo si sirve para impulsarte y volver a salir a la superficie. Ese día toqué fondo, fue triste, me sentía vulnerable y sin ganas de seguir luchando. Pero no debía dejarlo, porque echaría de menos correr tarde o temprano, la vida que me gusta llevar, aunque a veces se me haga pesada y demasiado dura, pero lo echaría de menos. Y por eso me sobrepuse y seguí intentándolo, porque nadie lo haría por mí, y porque era la única solución a largo plazo, seguir perseverando. No es cuestión de correr o no correr, descansar más o menos, es que en este periodo de descanso baja la molestia pero sigue ahí la lesión, ese era el verdadero problema, y de ahí el profundo desánimo, porque no estaba recuperando de verdad.


Día 415. 19/10/2011. Médico, tengo suerte y me toca uno joven y que me sugiere lo del plasma enriquecido; cita muy pronto para pruebas y vuelta a ver resultados. Me anima un poco... aunque también me dice que me haga a la idea de que pueda que no vuelva a correr. 

No me apetecía nada montar en bici, pero me hago fuerte y hago el circuito de la cárcel, que no es poco. Flojete, noto mucho el cambio de carretera-montaña. Hecho. Quads y dominadas. 1h35' mountain bike.


Es el tercer médico, si no recuerdo mal, que me plantea que quizá no vuelva a correr, y que piense en otros deportes. Oído cocina. He decidido probar otras soluciones, empezando por escuchar otras opiniones y seguir otros protocolos. Acudo a la Seguridad Social "a la desesperada" a ver si puedo buscar alguna alternativa. Le cuento mi vida y lo que he hecho hasta la fecha para intentar recuperar. Me manda pruebas.


Día 417. Día 21/10/2011. Hago largo en parte por los días de descanso y en parte porque esta tarde tengo que ir a radiografía y a resonancia. Corriendo bien, dos días sin correr sientan bien, pero nada más. Pocas esperamzas. Quizá confío demasiado en el plasma o lo que sea. A veces me desanimo bastante. Sigo con serias molestias en el puente derecho, como si me hubiese dañado la fascia, sensación de quemazón, me toca las narices. Manga larga (me encanta la madeinfrance) y chaleco. Fresquete, 3-4ºC a las 10h00...

Por la tarde-noche, radiogradía y resonancia, el día 4 veremos... Bien que me hagan pruebas, desanimado en general con todo. 1h44'38"


La pelota para las fascias plantares me acaba lesionando, oigo un suave clic y no puedo volver a hacer ese ejercicio en meses, tampoco la debo estirar. Tras el papiloma, la hipereactividad bronquial, un virus estomacal del tamaño de China, y varias veces malo (esas fantásticas guarderías, el lugar ideal para cambiar virus como si fueran cromos) ahora me jodo la fascia plantar derecha. Vaya salud, joder. Por gente como yo  pagamos lo que pagamos en Seguridad Social...

Llego a dos conclusiones tiempo después: para las fascias plantares, mejor la pelota de frontón o de tenia (prefiero la primera), aunque con cuidado puedes usar una de golf, mejor que sea más blanda; y dos, las taloneras que usé en verano una temporada fueron un engañabobos, puede valerte para acabar una temporada, pero no es tratamiento de nada e incluso pudieran ser contraproducentes al acortarte aún más tríceps sural y Aquiles.

Tras el informe de la resonancia donde salen algunas cosas curiosas, el médico me receta antinflamatorios. Ibuprofeno para ser más concreto. En realidad no he tomado en todo el proceso, y se me queda un poco la cara a cuadros, pero hago caso, si el traumatólogo cree que debo tomarlos, lo haré; lo hago durante tres semanas. No me hacen absolutamente nada, pero he sido obediente y he cumplido mi parte.


Día 422. 26/10/2011. Lentísimo, triste. Anímicamente en la peor fase, está siendo largo y no me gusta. Pero no consigo encontrar el apoyo en nada. Abdomen, lumbar, quads, dominadas. 1h01'58"

Día 424. 28/10/2011. De nuevo, desanimado, molestias en ambos pies, tocado de todo. Lo hago, nada más. 59'52"

Día 427. 31/10/2011. Intento hacer un esfuerzo en ser positivo, esa parte la tengo descuidada, especialmente estos últimos días, muy tocado de coco y moral. Posiblemente esta es la última semana, pero tengo que recomponer la fortaleza mental, hoy es el día. Me tengo que recuperar. Abdomen, lumbar. 59'45"

Día 431. 04/11/2011. Salgo pronto, sin estirar, no tengo tiempo, y sólo 30 minutos. Lo siento como el último día en meses. Día bonito, solete, fresquete, salgo con pesadumbre. Resignado acabo.

Y el médico me dice que el tendón no está tocado, pero sí inflamado. Me desconcierta. Tengo que repensarme todo, pero sé que esta es una nueva fase, y sólo un paréntesis. 29'43"
s

Crónica de una tendinosis aquílea (6): 365

miércoles, 6 de febrero de 2013


Abandono GPS -me lo pongo en la hora para no saber ritmo-, apenas corro tres días a la semana, ni miro la hora para no calcular mentalmente ritmo, hago un circuito por la zona sin saber cuánto ni a qué velocidad corro. pero sigo corriendo. Muy poco. Creo que es mejor la recuperación activa, y el descanso de correr (o total) es casi siempre peor. Dudo muchas veces de esto, claro, pero lo creo así. Obviamente no es muy científico, y si te mandan descanso absoluto o dejar de correr, hazlo. Eso sí, o estás en la senda o de nada te servirá el descanso si tu lesión es una degeneración, no solo una inflamación puntual que puede ir a más: casi casi seguro que el descanso no lo cura todo.


Día 299. 25/06/2011. Calorazo de verdad, me afecta bastante al final, petadillo. Tosiendo mucho, muy cansado, demasiado. Por la noche tosiendo más... pulmones... ¿hipereactividad? Sudando mucho, fatal con el calor. 1h24'12"


Dos semanas antes de esta anotación en mi diario de entrenamientos empecé a toser. Los últimos días es tremendo lo que toso, las flemas que genero... esto me suena a algo... A falta de confirmarlo revisando el diario de entrenamiento, en 2009 empecé un episodio de tos que me llevó de visita al médico, y tras numerosas pruebas no se determinó nada en claro, solo un genérico "hipereactividad bronquial", que es más o menos decir que algo hay, no sabemos qué, pero que no te mueres de esto. Por alguna razón los bronquios se irritan y pasas una mala temporada. Creo que me lo reproduce las primeras semanas de calor del año, no estoy seguro de ello pero espero confirmarlo algún día para al menos estar prevenido. El día 26, un día después, utilicé por primera y única vez hasta la fecha (excepto el día de la prueba donde me diagnosticaron lo de la hipereactividad) Ventolín, un broncodilatador, harto de toser, de no poder dormir, y con importantes dolores en espalda y abdomen. Fue mano de santo, pero me lo tengo prohibidísimo porque no quiero hacerme dependiente, así que me pasé varias semanas tosiendo por las ideas que uno tiene. Eso si, ya podría ser ciclista profesional...


Día 302. 28/06/2011. Un poco más molesto que la fantástica semana pasada, pero corriendo apenas. Tras el entreno noto el Aquiles más rígido. Tras el entreno, médico. Ecografía, se ve mejora, pero no hay infiltración. Puedo alargar un poco los entrenos. 57'53"


En esta ecografía el médico empieza a ver síntomas de mejoría, yo también la voy apreciando, muy sutilmente, el tendón alarga algo más, está más elástico, no tan "pedrusco". En la eco se ven las fibras más ordenadas, no es el caos 'Canal+ codificado' que se veía en la primera. Hay síntomas de recuperación y el médico me dice que aumente un poco el entrenamiento para probar. Sigo con todo, estiramientos-excéntricos (3x30'), hielo (x2), Enangel (x2), Traumeel (x3), Rexorubia (x3)... al día, es decir, estar medio día pringado en esto, pero es lo que toca.


Día 316. 12/07/2011. No da tiempo para más. 50' mountain bike

Luego médico: inyección que parece que va de lujo... ¡pero tengo una pequeña rotura! Me cago en todo. A partir de hoy dejo durante tres días (hasta el sábado) de correr, ejercicios y nada, ni Enangel (granitos) ni hielo, sólo 2xTraumeel y 2xRexorubia. Me viene bien este descanso también.


Se me cae el alma al suelo. En la ecografía el médico me ve una rotura en el tendón, algo que antes no estaba. ¿Qué ha ocurrido? No he forzado corriendo, quizá pudo ser haciendo excéntricos, que sí lo estoy haciendo bastante más, tratando de darle "más longitud" al sentir que está muy acortado comparándolo con el derecho. Me pone la segunda (y última) inyección del producto ya comentado para las varices, me cierra una venilla, y un par de días después noto mejoría, esta vez sí ha funcionado. Realmente no mejora en nada el tendón, pero sí quita el dolor, y creo que es importante para que sepa distinguir lo que es el tendón en sí de la "periferia", que a veces es complejo y confunde.

Consejo #11: es harto probable que la evolución no sea continua y progresiva, habrá baches, alguna pequeña recaída y estancamientos. Seguro, no te quepa la menor dura. La única forma de no decepcionarte en esos momentos es pensar a medio plazo, por ejemplo, a un mes vista, ¿cómo estabas antes y cómo estás ahora? Esos pequeños baches pueden verse desde la distancia como algo natural dado que no va a progresar la lesión como tú quieras, sino como ella pueda: es una diferencia importante. Pero viéndolo con cierta perspectiva temporal puedes darte cuenta de que no es tan grave ese bache o bajón, siempre que la evolución general sea favorable, por supuesto.

El palo de la rotura del tendón me deja tocado, pero atendiendo a las "órdenes", evoluciono lentamente en los entrenamientos, a ver qué pasa.


Día 321. 17/07/2011. De nuevo salgo molesto -pero menos que ayer- y me pruebo con 1h30'. En llano, caliente, y sin ser al final, voy de lujo, lo que más me molesta es el bulto de la bursitis y por el calcáneo. Arena, salgo muy lento y demás, hacen que la media sea muy lenta, pero no me importa.

Toda la semana bajo a 2xTraumeel+2xRexorubia+2xhielo+3x30'xestiramientos excéntricos, es decir, bajo una de lo que tomo, y quito el Enangel por granitos [en dos ocasiones me salen granos en la piel y tengo que dejar de darme Enangel; tras la segunda, unos tres o cuatro meses de aplicaciones después, dejo de dármelo]. 1h29'44"


Día 336. 01/08/2011. Primero, médico. La pequeña rotura va mejorando, la bursitis es lo que me molesta ahora, y se ve sólo sangre en la parte del calcáneo casi. Se empieza a plantear la posibilidad de operación... y me desanima muchísimo.

Así voy en bici, cabizbajo, sin ninguna gana y muy decepcionado con todo, como si no tuviera sentido nada. Una mierda. 1h24'05" (mountain bike)


Tras meses de excéntricos, tras una rotura en el tendón para agravarlo, tras un par de inyecciones, tras muchos cuidados, hay mejoría en la ecografía, pero yo sigo casi igual de molesto. Si no hay una evolución real quizá la única solución es la cirugía. Me espanta solo de pensarlo. Como en el medievo, la solución a tendones que no responden a nada es la sangría: te abren en canal, raspan y dañan el tendón y cierran. La hemorragia es la que repara,  y aquella se produce por el daño ocasionado; luego viene inmovilización y puede que ambas curen la lesión. Poco científico parece, y si nos atenemos a otras opiniones, hay a quien le funciona, a quien no y a quien le empeora. Lo quiero descartar, quiero probar otras soluciones antes, y si fuera la última salida, ya veríamos, pero me parece una salvajada. El tiempo sigue pasando. Por supuesto que ni me planteo nada el siguiente otoño, ojalá la para la próxima primavera, pero siguen pasando meses.


Día 338. 03/08/2011. Más molesto que otros días (he cambiado a las [La Sportiva] Quantum, quizá me rocen un poco más en el talón al quedarme más justas). Nada a gusto, caca. Hecho. 1h20'48"

Día 339. 04/08/2011. Pruebo otra cosa: con las 001 Proto 3 quito las plantillas de Podotec, pongo las Ultralight de Raidlight y unas taloneras Sorbothane... y se hace el cuasi milagro, me molesta muchísimo menos las bursitis. Curiosísimo. Voy bastante cómodo y tardo bastante en recordar el Aquiles, incluso en la salida voy bastante mejor, muy sorprendido. Pero no echo las campanas al vuelo. Q+D por la tarde-noche. 1h39'35"


La bursitis retrocalcánea -el "bollo" que me sale en el talón- es buena parte de la molestia, que apenas distingo del tendón en sí. Al probar otras zapatillas, las Quantum, que me gustan mucho por ser muy amortiguadas y me gusta variar, me quedan demasiado justas y esa bursitis me empeora, no sé si de verdad me empeora o es una sensación, pero el caso es que siento más molestia.

Como se ve, estoy de pruebas. Al quitar mis plantillas, muy machadas ya, y poner unas genéricas para pisada neutra y unas alzas en el talón, mejoro. No digo que el tendón mejore, pero sí las sensaciones, que no es poco. Es interesante. Empiezo desde hace unos días a darme automasajes con una pelota de golf en la planta del pie, hace tiempo que la noto muy tensa, toda la fascia plantar está rigidísima... y eso conecta con el tendón, gemelos/soleo y demás. La pelota de frontón es demasiado suave, la de golf me gusta más aunque sea una "piedra".

Consejo #12: me parece muy sano hacer pruebas, por ti mismo, siempre que sean controladas y cambiando de una en una cosa, debes poder percibir diferencias y tener mucho cuidado, pero aparte de implicarte activamente en la recuperación, te permite obtener diferentes perspectivas. Como digo, con mucho tacto y con sentido común para no agravar la lesión.


Día 354. 19/08/2011. Día largo, el cuarto consecutivo y con calor. Salgo suave pero no me encuentro mal, de nada. A medio camino voy petando (calor+días seguidos), y empieza el Aquiles a ponerse más tieso. Acabo achuchado y muy despacio. Ha aguantado el Aquiles, pero con ciertas limitaciones, vuelvo a pensar que estoy casi en el tope de la recuperación natural. Por la noche, quads y dominadas. 2h06'16"


Primera anotación de que voy "con el gancho": he cogido forma, el tendón ha acompañado a ratos, pero una vez le meto un poco de caña o hago días consecutivos, veo que arrastro el problema de un día a otro. Tengo cita con el médico, seguiré dos semanas más así, pero siento que no es el camino, algo pasa que no permite al tendón seguir la evolución natural de recuperación.


Día 365. 30/08/2011. Por la mañana, doble tanda de médicos, pido hora para traumatólogo y Fernando 'Toledo', y aunque hay mejora clara, decido descansar tres semanas de correr y luego se valoraría la operación.

Salida tranquila, bastante flojete, acompañado, con caída para el Pequeño (afilador...), pobres sensaciones, calorcete.

Decepcionado.


Se cumple un año. 365 días arrastrado. Se sigue viendo mejor el tendón en la ecografía, yo me lo he notado más y más rígido cuanto más he entrenado (una semana, hasta 94 km totales, que ya está bien, a casi 20 km al día, cinco). Pero la última palabra resume mi moral. No creo que esta sea la senda, sigue pasando algo. Al final cedo, me tomo tres semanas sin correr nada y espero resultados.
s

Chaqueta Raidlight Raid Shell

Dentro del inamovible sistema de capas (primera, transpirable; segunda, aislante; tercera, impermeable) hace tiempo que se ha intentado evolucionar alguna de sus capas y fusionarla, y de un planteamiento así nacieron hace ya unos cuantos años los softshells, fusión de la segunda y terceras capa cuando por la situación no compense separarlas. Las ventajas, a grandes rasgos, son ligereza, volumen y mayor transpiración; las desventajas, menos aislamiento y menos impermeabilidad que las dos capas independientes. Pero más que ventajas o desventajas se debería hablar de usos, es decir, cuándo merece la pena dos capas independientes o cuándo es mejor una única que reúna lo mejor de ambas sin perder apenas características.

Para correr, aunque sí son conocidas chaquetas más o menos gruesas para el frío con un tratamiento repelente de agua (DWR, Durable Waterproof Repellent, que lo suelen llamar), el concepto softshell no estaba demasiado explotado, y en esta temporada otoño-invierno 2012/2013 ha sido aquella en la que varias marcas han presentado modelos de este pelaje, aunque siguen siendominoría. Raidlight es una de ellas, y el modelo es el Raid Shell.

Para hacernos una idea rápida, es coger una Top R-Light (más bien una Top Extreme por aquello de la cremallera completa) y pegarle por dentro un fino aislante. No es tan sencillo, claro, es un material completamente nuevo, pero el impermeable sí es el MP+ de ambas chaquetas. La chaqueta queda así más consistente (y pesada) pero a la vez deja de ser una tercera capa pura -que si hace fresco lo pasas puede ser insuficiente si no llevas manga larga debajo-, y se convierte en una chaqueta multiusos, para fresco-frío, para lluvias ocasionales o no, en definitiva, una prenda versátil y francamente útil siempre que vivas donde haya un invierno fresco. Cierto que la parte aislante se puede solucionar con una camiseta de manga larga debajo de las Top R-Light y Extreme, pero esta aporta un plus de aislamiento per se, no por añadidos extra y, lógicamente, puedes añadir más aislamiento usando manga larga debajo para condiciones frías.

Este invierno me da la sensación de que no está siendo/ha sido especialmente crudo, y ya está usada desde hace bastante tiempo por un servidor como para extraer conclusiones. La he usado mucho y se ha convertido en una más que interesante prenda para entrenamientos con temperaturas frescas y frías, con clima inestable y para rodajes largos en los que el tiempo pueda sea cambiante por el número de horas que puedes estar ahí fuera. Se ha convertido, por esto, en de lo más utilizado y una grata sorpresa en mi armario.

Lo primero que salta a la vista es su consistencia, olvídate de plegarla en poco más de un puño, es más voluminosa y pesada. Corriendo evidentemente ni lo notas, y creo que merece la pena ese peso extra. Cierto es que en competición puede ocupar demasiado si no hace realmente frío, pero sigo pensando que las cosas hay que comprárselas para entrenar, que es lo que hacemos el 95% del tiempo; aún así, para carreras largas en las que mayoritariamente corramos, es una gran prenda, porque si andamos y hace frío necesitamos más abrigo, y si la prueba es corta, "te sobra todo". Puesta el peso no se nota, el tacto es fresco los primeros segundos, pero es un tejido más agradable que las "plasticosas" terceras capas, y el patrón cómodo, ligeramente largo de culo, con elásticos en el bajo y los puños y cuello alto. La capucha puede plegarse en el cuello, aunque personalmente prefiero llevarla suelta si no hace mucho viento; la capucha es ajustable con dos tancas, suficiente y sencillo (en mi caso la cuerda me va un poco larga, tras asegurarme de que me sobra, tijeretazo y listo). Las cremalleras son selladas, tanto la frontal, completa, como los dos bolsillos exteriores. Tiene también bolsillos (sin cierre) interiores, aprovechando los bolsillos exteriores, que pueden servir para dejar un Buff o unas guantes siempre que no sobresalgan y se puedan caer, para eso estarían los exteriores. Apenas tiene ajustes que hacerle, el patrón es cómodo y fluye fácil desde las primeras zancadas, se siente cómoda, más ligera de lo que la báscula dice. Otros detalles son los muchos reflectantes (véase con flash, tercera y cuarta foto: cremallera completa delantera, ambos bolsillos, cinta trasera a la izquierda y logo en hombro derecho), los anillos para el pulgar -que cada vez me gustan más-, o la barbilla protegida de la cremallera.

Tras bastantes usos más o menos he llegado a estos rangos de temperaturas, hablando de rodajes normales y terreno ondulado: por debajo de 10ºC con manga corta voy perfecto, y si hace viento y me da a favor (cosa que raramente ocurre...) puedo pasar algo de calor; a unos 0ºC tengo que usar manga larga debajo, fina, como siempre, debes salir con ligero fresco y en 10' has cogido temperatura; por encima de 10ºC hay que jugar con cremalleras y/o remangar excepto que llueva, que te refresca lo suficiente como para no sudar; y claramente por debajo de 0ºC manga corta más larga pero hay que reforzar zonas periféricas, guantes que es donde pasas frío hasta el codo casi, y Buff en la cabeza. Todo esto es aproximado, depende de ritmo, humedad ambiental, viento, exposición, que esté nublado o soleado, etc. Y por supuesto que llueva o no, circunstancia que también he probado, con mejores resultados que mi ya vieja Top R-Light, aunque los valores (10.000 columna de agua/10.000 impermeabilidad) sean inferiores a la actualmente en venta e iguales a la mía, noto que la Raid Shell transpira menos al ser algo más gruesa pero me protege mucho mejor de frío y viento.

Con todo esto creo que es una excelente prenda para el uso diario, creo que puede ser una auténtica navaja suiza de octubre a marzo (dependiendo de zonas, claro) y mucho más versátil que las terceras capas habituales. Peca de más volumen, que no lleva bolsillo donde plegarse y es menos racing, pero si hace frío en carrera, viento o tiempo inestable sin ser verano (no por estación, sino por meteo real), creo que también puede ser una gran opción competitiva, especialmente si sales con ella ya puesta porque el clima así lo pida.


+: Raidlight Raid Shell

+s13: Index: MaterialIndex: Pruebas de material

Crónica de una tendinosis aquílea (5): diagnóstico

lunes, 4 de febrero de 2013

La gran mayoría de atletas de calidad les acaba retirando alguna lesión, no sólo ella, sino quizá no aceptar el que deben entrenar menos porque su cuerpo no aguanta la carga de entrenamiento que ellos quieren para mantener su nivel. Hasta cierto punto me siento igual, salvando las obvias distancias, sin tener el talento ni la capacidad, meses de estar lesionado con este puto Aquiles rebelde me han hecho recapacitar que he podido poner punto final a mi vida deportiva corredora, y también que si vuelvo, lo tengo que hacer de otra manera, no necesariamente entrenar menos, pero sí distinto. No quiero que me retire ninguna lesión, quiero ser yo, que me desmotive, que deje de atraerme, que se apague de mi vida, pero que nada ni nadie me obligue.

El 16 de abril de 2011 cerraba una etapa y abría otra en mi vida deportiva. Tenía una cosa clara, posiblemente la única: no volvería a competir hasta que no estuviera recuperado o creyese realmente que lo estaba. Más de medio año de parches mal puestos, de convencerme de que podía seguir, de que no era tan grave, de engañarme tuvieron punto final ese 16 de abril, tenía que ponerme a recuperar de una vez por todas, podría haber seguido meses y posiblemente años con el estado del tendón, nunca doloroso y no muy incapacitante, pero no corro para competir, ni por puestos ni marcas, corro para sentirme bien (más o menos), no quiero que todos los pasos que me quedan en mi vida (y no solo corriendo) sean molestos.


Día 247. 04/05/2011. Otro día más, correcto, pero con las molestias iniciales de siempre, que me desaniman e incomodan. Por la tarde, a Toledo para evaluar el Aquiles. 1h06'03"


Antes de meterme en la paranoia de médicos, pruebas, opiniones y demás, me tomo casi un mes muy tranquilo, espero mejoría, como es lógico tras meses dando caña: en cuanto bajas te desaparecen todas las molestias, vuelves a andar como una persona y te olvidas de lo dañino que es el deporte. Pero no mejoro absolutamente nada. No me gusta. Creo que sólo cuando he tenido alguna lesión incapacitante (como cuando se me dislocó un peroné por fatiga) no he mejorado nada en periodo de descanso, así que algo hay.

Mi fisio hace tiempo que me dijo que él no podía hacer más, que se necesitaba una evaluación médica, pruebas o lo que fuera. Él me pone en la pista de esa ayuda, me recomiendan un médico deportivo y allá que voy. A Toledo, Clínica SportToledo, Fernando Jiménez Díaz, 925210757, a que me evalúe. Voy recomendado, me echa un vistazo con una ecografía (es una eminencia este tío en ecos) y lo primero que me dice es "¡Tienes esto hecho una mierda!". Todos sabemos que los médicos son muy poco expresivos, y con razón, dicen la mitad de lo que piensan la mayoría de las veces, y sólo afirman cuando de verdad pueden, con pruebas. La prueba era lo que veía, para mí un Canal+ codificado, pero que sin tener ni puta idea desde luego que lo que se supone que es un tendón era una masa rara y heterogénea que yo no comprendía. Las palabras de "ánimo" me hacían suponer que ese no debía ser su aspecto natural, y se mostró bastante dubitativo respecto a la recuperación, porque el daño era importante. Los tendones son increíblemente fuertes, el de Aquiles el que más de todo el cuerpo, y que un médico deportivo te diga que tu tendón tiene muy mala pinta no es precisamente agradable; es la verdad, pero te quedas preocupado.

Consejo #7: busca ayuda, la más cualificada posible, a ser posible dedicado a deportistas, cuéntale tu caso lo mejor que sepas y adónde quieres llegar. También lo que estás dispuesto a hacer. Llega un momento en que solo las manos de un buen fisio no son suficientes, hay que "ver" (si se puede) y diagnosticar lo mejor posible, de ello depende cómo afrontar la recuperación.

Para empezar, me recomienda dos formas de iniciar la recuperación: una, excéntricos, simplemente de puntillas en un escalón subir rápido y bajar despacio (por ejemplo); y dos, tengo unas venas que me están provocando dolor, tendón aparte, "sobran".

Me pongo a los excéntricos, tres veces al día, y entre 1h30'-2h al día. Esta será mi rutina, día tras días, semanas, meses, a una velocidad increíblemente lenta poco a poco, el tendón va estirándose, lo tengo acortado, posiblemente los gemelos también, y se va estirando sólo a base de esfuerzo, forzarlo un poco y muchas muchas horas de trabajo. Un tendón es eminentemente rígido aunque se le llame tejido blando, no se estira ni en dos ni en veinte días, lleva meses posiblemente, es un cambio estructural de una parte del cuerpo que no está diseñada para que se adapte a casi nada, es fuerte, transmite enormes solicitaciones de una parte a otra (de músculos a huesos), el Aquiles en concreto aguanta cargas de toneladas en breves espacios de tiempo, y de poca carga pero de miles y miles de traumatismos, y hace toda su labor con poca sangre que lo nutra, con lo que recuperarlo se torna en algo extraordinariamente complejo por estas circunstancias: la gran carga a soportar y la pobre irrigación. Además, como corredores, tenemos el hándicap no sólo de la tracción mecánica (la impulsión en el gesto atlético), sino de los impactos, miles de microtraumatismos que degeneran toda estructura, es decir, no solo transmite el esfuerzo del tríceps sural sino que además recibe golpes y está en medio de una compleja estructura como es el pie.

Consejo #8: los excéntricos, y la literatura y mayoría de información que he ido recopilando así lo dicen, es la mejor -si no la única- forma de recuperar un tendón; consiste básicamente en hacer un esfuerzo contraria a la tracción -el sentido del movimiento de un músculo-, digamos, hacerlo trabajar al revés.

Aparte del tendón, tenía en la periferia numerosos daños, bursitis, derrames, inflamaciones varias fruto de hacer trabajar una estructura cuando no se debía, esta se protege, inflama, degrada, y si el tocino al que sirve no le hace caso, puede llegar a ser irreversible. Quizá ese día me di cuenta del increíble error que había cometido, cegarme, como siempre, en mis pasiones, sin hacer caso a nada, sin aceptar que aunque el que manda soy yo, no mi cuerpo: hay veces que sólo el trabajo y la buena voluntad no son suficientes, y hay que ser inteligente. No lo fui. Y si antes escribía que se abría un mundo de dudas, me di cuenta de que me había quedado corto, era casi seguro un larguísimo túnel sin saber si habría salida. Tumbado en la camilla se me hacía un mundo todas las -itis y demás patologías que podía tener en unos pocos centímetros cuadrados. Tras esa consulta por primera vez me di cuenta de que era posible que no me recuperase nunca, fue el primer médico que me sugirió esa posibilidad (luego lo harían otros); pero no me apetece montar en bici por obligación, ni nadar ni escalar ni nada. Aunque nunca valoré realmente la posibilidad de que tuviese que abandonar el correr intenso fue algo que flotaba en mi cabeza, estaba siempre presente y por eso sabía que tenía que darlo todo de una vez, no dejarlo tras unos meses, abandonar y tratar de volver años después. A la vez me reafirmó que no volvería a entrenar con intensidad ni competir hasta que no me sintiese bien, fuera cuando fuera.

Consejo #9: la posibilidad de que una lesión tendinosa te retire es real, aunque muchas veces se recupera, otros se quedan por el camino, tan perseverantes, cabezones y voluntariosos como tú. O más. Como tal posibilidad que es, plantéatela, no como salida, pero sí como motivación, e incluso para ir contemplándola, con calma, con realismo.

Desde el primero día que hice excéntricos me di cuenta de que no tenía un tendón tenía un pedrusco, tan elásticos ambos que daba miedo compararme uno con otro. Por supuesto la temporada de verano estaba perdida, pero en mi cabeza soñaba intentaría hacer algo en otoño, o al menos tener la tranquilidad de poder correr a principios o en primavera del año siguiente. Estábamos en mayo y no quería olvidarme totalmente de este año (2011), pero tendría que empezar a recuperar rápido. A ello me puse.


Día 259. 16/05/2011. Noto lo de ayer, milagros ni en Lourdes. No cuela, sigo exactamente igual que hace un mes. Molesto, hecho, correcto. Luego voy a Toledo, me meten un jeringazo doloroso y luego de vuelta. Un poco molesto, pero apenas noto nada, ni bueno ni malo. Veremos. 56'49"


La parte de la neovascularización antes comentada me la quería arreglar el señor médico con una inyección de un producto que se usa para varices, seca las venas y se cierran. Da un poco de yuyu pero hay que confiar en quien sabe. Es curioso el formo de proceder: para saber dónde hay que meter la aguja hay que hacer una ecografía a la vez, así que, cuan hombre orquesta, con una mano el aparato de la ecografía y con la otra la aguja. Ecografía guiada que se llama... y pinchazo. Ya digo que que te metan un jeringazo junto al tendón no le hace gracia a nadie, pero es lo que tocaba y hay que confiar en el saber hacer.

Sin embargo, dos o tres semanas después sigo sin notar nada, me decepciona. Tampoco el Aquiles noto que mejore, la verdad, a pesar de las 2h diarias de excéntricos (tres sesiones), el hielo (dos al día), Rexorubia (2x2g) y el Traumeel (3). No veo mejora, y no hay nada peor en una lesión.

Consejo #10: el aspecto psicológico es clave, no es fácil mantenerse fuerte y motivado sin ver resultados, pero una lesión degenerativa tardará mucho tiempo en dar resultados... suponiendo que el camino de la recuperación sea el correcto.

He dejado de entrenar en serio (que no de correr, pero muy suave y corto), hago lo que me dicen, me han metido una inyección que no me hace ni una pizca de gracia y no veo mejora. Sólo queda la perseverancia. Sigo corriendo, apenas 1h cuatro o cinco días a la semana, el resto bici o nadar; cada vez corro menos porque va llegando el buen tiempo y puedo montar más en bici, tampoco es que haga mucho, 1h30' de bici de montaña de media.

Me voy olvidando de ritmo corriendo, es algo progresivo, de mis 5'/km habituales y 5'15"-5'30"/km en zona con más subidillas, me doy cuenta que no llego ni de coña, voy más y más lento, intento correr suelto de piernas y relajado, no mirar el GPS ni los ritmos; tiempo después pongo el Virtual Partner en 5'50"/km y me relaja; tengo que poner el reloj, ni cronómetro ni leches; varío recorrido para no saber el ritmo... Es bastante humillante, pero me tengo que relajar en la zancada. No es nada fácil correr tan tan despacio, porque la forma aunque no sea buena no es tan penosa para ir tan tan despacio (para mí, se entiende, que nadie se me ofenda, y para estas distancias). Esta es otra parte de asumir la lesión, importante para recuperarse, olvidar que eres corredor, eres, en terminología médico, un paciente; en la mía, un impedido.

Todos los días, sin falta, más de 2h de excéntricos. Siete días a la semana, no perdono ni uno.


Día 271. 28/05/2011. Ya me levanto tocado, y al empezar a correr me lo confirmo: muy molsto, no veo evolución ninguna. Quizá debo ser más paciente, pero me afecta mucho la moral [subrayado en el original] . Lento, cabizbajo, no me gusta. Un poco triste. 1h14'44"
s

Te Araroa (6): reto conseguido

sábado, 2 de febrero de 2013

Jez Bragg ha finalizado hoy, sábado 2 de febrero, su reto Te Araroa, cruzando toda Nueva Zelanda, de norte a sur. No creo equivocarme si digo que los últimos días han sido muy duros para él, noches del tirón, madrugones, días de bastante más que de sol a sol... pero la perseverancia tiene su premio. Su tiempo, 53 días 9 horas y un minuto, desde cabo Reigna, el el extremo norte de la isla norte, a Bluff, al sur sur del país. Se le han leído en su blog numerosas referencias a cansancio, molestias y comidas opíparas, pero desde luego que el bueno de Jez se ha ganado un merecidísimo descanso. Y según también podemos leer en el último post, la gran alegría y emoción que siente el inglés denotan que ha sido un reto enorme.

Aunque no he leído nada al respecto, apuntaba en el primer post de este serial que el récord estaba en torno a 60 días, con lo que lo habría batido. Aunque me da que se la resbala un poco ahora mismo. Precioso reto, extraordinariamente duro, variado, tomando muchas decisiones sobre la marcha y magníficamente resuelto: bien hecho, Jez.



+: Te AraroaThe North Face JournalJez Bragg's Blog

+s13: Index: Ultramaratonianos

Related Posts with Thumbnails